Wizink: la estafa de las tarjetas

Tabla de contenidos

We think (nosotros pensamos) se pronuncia Wizink

Efectivamente, «Wizink» es la transcripción fonética de la frase en inglés «we think», que en español se traduce por «nosotros pensamos».

Lo que realmente debían de pensar era «we think about how to keep people’s money», que en español puro significa «nosotros pensamos en cómo quedarnos con el dinero de la gente».

Y para nada esta afirmación es exagerada, capciosa, ni insultante, cuando dicha entidad ha sido declarada como USURERA por el Tribunal Supremo.

Lo ha hecho al calificar los intereses de sus tarjetas como usurarios.

Si los intereses que se cobran son de usura, quien los cobra es un USURERO. Por mucho que les pueda molestar la palabra.

Wizink es una tarjeta con intereses usurarios

Tarjetas revolving de WIZINK BANK

El Tribunal Supremo, en reciente sentencia, declara que los intereses remuneratorios de las tarjetas de crédito de la entidad Wizink Bank son USURARIOS.

Estos tipos de interés son muy elevados en relación a los intereses habituales cobrados por los bancos en los contratos de crédito al consumo,.

Por eso dichos intereses se pueden definir por su elevadísima cuantía como usurarios.

Por esa razón, condena en ese caso particular a dicha entidad a devolver TODAS LAS CANTIDADES cobradas en concepto de intereses y comisiones.

Ello supone que el titular de la tarjeta está obligada a devolver SOLO EL CAPITAL PRESTADO,

O sea, el que el cliente había utilizado disponiendo de la tarjeta.

Esta disposición se entiende por pago de bienes o servicios con la misma o bien por haber sacado dinero metálico con ella de cajeros automáticos.

Como dicho capital está devuelto desde hace mucho tiempo, WIZINK tiene que devolverle todo lo cobrado de más.

Esto abre la puerta a que cualquier persona titular de una tarjeta revolving por la que se pagan intereses usurarios pueda reclamar su devolución.

Da igual que sea una tarjeta de Wizink o de cualquier otra entidad financiera.

Wizink no le va a devolver ni un céntimo...

Pero ¡ojo!, ni WIZINK Bank  ni ninguna otra entidad le va a devolver un céntimo si USTED NO RECLAMA. 

La sentencia solo obliga a devolvérselo a la persona que puso la demanda, no a todo el mundo.

Pero está claro que si las circunstancias del caso son las mismas, WIZINK no puede hacer oídos sordos a su petición de devolución.

No se trata de meterse de entrada en un pleito.

En primer lugar hay que hacer una reclamación amistosa, con el cálculo hecho de lo que tienen que devolverle. 

En caso de que WIZINK no conteste o contestando no pague, es cuando hay que acudir al Juzgado, si la cuantía lo merece.

Para ello nos basamos en la Ley de Represión de la Usura, conocida como Ley Azcárate.

Esta condena a la anulación de los intereses remuneratorios cuando se ha prestado dinero a unos tipos de interés muy elevados. 

Siempre que se haya aprovechado la necesidad  angustiosa de la persona que pide el dinero.

La sentencia del Tribunal Supremo sobre estas tarjetas

La nota del Gabinete Técnico del Tribunal Supremo que explica la sentencia sobre las TARJETAS WIZINK es suficientemente explicativa. 

Por su interés y claridad, la transcribimos literalmente:

«El Pleno de la Sala 1ª del Tribunal Supremo ha desestimado el recurso de casación interpuesto por Wizink Bank contra una sentencia que había declarado la nulidad de un contrato de crédito revolving mediante uso de tarjeta por considerar usurario el interés remuneratorio, fijado inicialmente en el 26,82% TAE y que se había situado en el 27,24% a la fecha de presentación de la demanda.

En el caso que analiza la sentencia, el control de la estipulación que fija el interés remuneratorio habría podido realizarse también mediante los controles de incorporación y transparencia, propios del control de las condiciones generales en contratos celebrados con consumidores; sin embargo, en este caso la demandante únicamente pidió la nulidad de la operación de crédito por su carácter usurario, es decir, fundándose en la Ley de Represión de la Usura de 1908.

El Pleno de la Sala considera, en primer lugar, que la referencia del «interés normal del dinero» que ha de utilizarse para determinar si el interés remuneratorio es usurario debe ser el interés medio aplicable a la categoría a la que corresponda la operación cuestionada, en este caso el tipo medio aplicado a las operaciones de crédito mediante tarjetas de crédito y revolving publicado en las estadísticas oficiales del Banco de España.

En segundo lugar, en la determinación de cuándo el interés de un crédito revolving es usurario, la Sala tiene en cuenta que el tipo medio del que se parte para realizar la comparación, algo superior al 20% anual, es ya muy elevado. Por tal razón, una diferencia tan apreciable como la que concurre en este caso, en el que el tipo de interés fijado en el contrato supera en gran medida el índice tomado como referencia, ha de considerarse como notablemente superior a dicho índice.

Han de tomarse además en consideración las circunstancias concurrentes en este tipo de operaciones de crédito, como son el público al que suelen ir destinadas, particulares que no pueden acceder a otros créditos menos gravosos, y las propias peculiaridades del crédito revolving, en que el límite del crédito se va recomponiendo constantemente, los intereses y comisiones devengados se capitalizan para devengar el interés remuneratorio y las cuantías de las cuotas no suelen ser muy elevadas, en comparación con la deuda pendiente, pero alargan muy considerablemente el tiempo durante el que el prestatario sigue pagando las cuotas, hasta el punto de que puede convertirle en un deudor «cautivo».

Por último, la Sala razona que no puede justificarse la fijación de un interés notablemente superior al normal del dinero por el riesgo derivado del alto nivel de impagos anudado a operaciones de crédito concedidas de modo ágil, porque la concesión irresponsable de préstamos al consumo a tipos de interés muy superiores a los normales, que facilita el sobreendeudamiento de los consumidores, no puede ser objeto de protección por el ordenamiento jurídico.»

Si le interesa leer la sentencia entera, puede hacerlo pinchando en el siguiente enlace:

Sentencia Tribunal Supremo tarjetas revolving

Clientes de Wizink afectados por esta estafa

Ahora nos hemos enterado por alguno de nuestros clientes, de que Wizink está intentando convencer a la gente para que no reclame.

Para ello está remitiéndole cartas en la que les comunican la rebaja del tipo de interés desde el actual (24%) que en el T.A.E. se pone a más del 26%, hasta el 20%, que en la T.A.E.  se pone casi al 22%.

Usan el caramelo de que la diferencia se la van a devolver en una amortización extraordinaria. Otro truco para evitar que la gente reclame los miles de euros que le han estafado.

No se deje engañar de nuevo. 

Usted tiene derecho a la devolución de TODOS LOS INTERESES, por que así lo ha estipulado el Tribunal Supremo.

La declaración como usurarios de los intereses de las tarjetas Wizink deviene en la anulación de la totalidad de los intereses cobrados.

Si usted es uno de los miles de afectados por las tarjetas Wizink, ahora es el momento de reclamar que le devuelvan su dinero.  

Póngase en contacto con nosotros y le diremos como proceder.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Abrir chat
¡Hola! ¿En que puedo ayudarte?
No te conformes cuanto te han estado quitando tu dinero. Pide la devolución de los intereses de tu tarjeta Wizink